Durante el MWC16 tuve la oportunidad de probar el HTC Vive Pre con las demos Job Simulator de Owlchemi Labs, Space Pirate Trainer de I-Illusions y Tilt Brush de Google, cada una muy diferente a las demás pero con muy buenas sensaciones en todas ellas. Estas han sido mis impresiones:

Ergonomía: muy cómodo igual que su predecesor, las correas son muy flexibles y han mejorado la espuma que está en contacto con la cara, con lo que puedes estar mucho tiempo jugando sin notar molestia alguna. Aparte de regular la distancia focal, también puedes hacer lo propio con la interpupilar, y sorprende que este valor se ve en el propio display, con lo que es fácil recordar el valor para no perder mucho tiempo regulando si lo coge otra persona.

Peso: muy similar al de la versión anterior, no tenía uno en cada mano para probar, pero es ligero y cuando te lo pones, la distribución del peso está bastante equilibrada.

Cable: quizás lo que menos me gusta de estos primeros modelos, estaba por el suelo y de vez en cuando tenías que mover las piernas para no liarte con él, te acostumbras a esquivarlo, pero no deja de ser un incordio. A la espera de que saquen versiones sin el cable, la mejor opción es de momento algún sistema para colgar, espero que alguien saque algún ingenio económico que ayude en este sentido. Aparte de esto, igual de resistente que en el modelo anterior y con longitud suficiente para moverse por la habitación.

DSC_0399

Efecto rejilla: con el nuevo tratamiento que han dado a las lentes, es prácticamente imperceptible, incluso buscandolo cuesta encontrarlo, y por supuesto una vez metido en faena, no se nota nada de nada. Muy buena sensación en este sentido.

Efecto mareo: las demos que probé no producían mareo en absoluto, habrá que ver qué sensación dan otras más propensas, pero imagino que será más bien cuestión de cada uno, a mí personalmente las de conducción me producen un mareo espantoso, pero otras personas pueden pasarse horas sin notar nada.

Fov: prácticamente el mismo que en la primera versión, apenas se nota efecto buzo y en cuanto empiezas a jugar, te olvidas completamente y la inmersión es total.

Maracas: parece que va a costar cambiar el nombre a los mandos del Vive, aunque lo cierto es que han mejorado mucho en diseño. Menor peso y sobre todo inalámbricos. Una mejora necesaria llevada a buen término por HTC.

DSC_0402

Refresco: en teoría es de 90 hz, como es lógico imposible de valorar, pero todas las demos que probé iban muy muy fluidas. En este caso no puedo comparar con la versión anterior, ya que la demo que probé era bastante diferente, pero tanto Job Simulator, como el resto no tenían ningún retardo y los movimientos muy muy fluidos.

Colores: los colores lucen en todo su esplendor sobre todo con Tilt Brush, sobre el fondo oscuro tienen una luz propia que los hacen especialmente bellos, tipo neón, y cualquier trazo que haces parece parece una auténtica obra de arte.

Cámara: un gran acierto por parte del equipo que lo ha implementado, te permite interactuar con la realidad de dos modos y pulsando sólo un botón de los mandos, en el primero te marca una rejilla con los límites de la habitación y en segundo puedes distinguir incluso a las personas con un efecto de ciencia ficción difícil de explicar. Muy útil para beber agua, dejar los mandos sin quitarte el casco o  ir a cualquier parte de la habitación sin dejarte las rodillas en alguna mesa. Un gran acierto como he dicho.

Tracking: una vez más, perfecto, como en la anterior versión, da igual que te agaches, des vueltas o saltes, el posicionamiento es 100% preciso tanto para el HMD como para los mandos. Muy bueno va a tener que ser el sistema de Rift para llegar a la precisión del Vive, sobre todo hablando de escala habitación.

Resumiendo, me da la sensación de que HTC ha puesto a trabajar a sus mejores ingenieros en este dispositivo, y el hecho de que tengan tanta experiencia en la fabricación de móviles ha hecho posible un desarrollo de producto difícil de superar en estos momentos. Oculus, a pesar de la inyección que le propinó Facebook no ha podido con los asiáticos, que han echado toda la carne en el asador y lo han conseguido con nota alta. Al final los ganadores seremos los usuarios, que tendremos en nuestras manos unos de los dispositivos más increíbles que se ha creado. ¿Qué dispositivo elegir? todavía no he probado el CV1 así que no puedo recomendar una u otra opción, lo que sí puedo decir es que voy a comprar el HTC Vive. El Rift lo tengo de reservado y sin él no estaríamos hablando de Realidad Virtual en estos momentos, así que aunque sólo sea por esto, se merece igualmente una oportunidad.